Gobierno Autónomo Departamental de Cochabamba

SEDEGES VE CON BUENOS OJOS QUE MUNICIPIOS IMPLEMENTEN SERVICIOS DE ATENCIÓN DE DROGODEPENDIENTES Y ADICTOS AL ALCOHOL

La Directora del  Servicio Departamental de Gestión Social (SEDEGES), Casimira Rodríguez, participó de la inauguración del proyecto comunitario de prevención y tratamiento ambulatorio para personas con hábitos disfuncionales y adictivos del alcohol y otras drogas,  un programa que cuenta con el financiamiento de la cooperación italiana y el gobierno municipal de Cochabamba.

Rodríguez dijo durante el acto que los ambientes en lo que trabajará el municipio es una primera fase de todo el complejo proceso de recuperación de personas con problemas de drogodependencia o alcohol, pues constituye en un subprograma ambulatorio apoyado por el Ministerio de Salud.

Recordó que la ley establece competencias nacionales, municipales y departamentales, en ese sentido, la Gobernación cuenta con el programa CAMINO, que alberga adolescentes y jóvenes entre 12 y 18 años que se encuentran en situación de calle o con problemas de drogodependencia.

Este programa en la actualidad cuenta con alrededor 25 personas y es la Gobernación de Cochabamba, a través del SEDEGES, que trabaja en un cambio de estilo de vida por medio de un abordaje integral hasta lograr su reinserción socio familiar, comunitario y generar un proyecto de vida, dijo Rodríguez.

Sostuvo que el programa CAMINO, acoge a personas vulnerables pero que asumen el reto de cambiar de vida, y son los municipios que tienen una participación activa al ser el contacto entre esta población vulnerable y las instituciones de apoyo.

Señaló que, una vez que el municipio concluye con la fase ambulatoria y transfiere a la persona al programa CAMINO, el trabajo con esta población tiene varias etapas, entre estas, “una evaluación individual y colectiva, trabajo de motivación, psicoterapia, elaboración de plan personalizado, deshabituación y desintoxicación para finalmente concluir con la fase de proyecto de vida y reinserción social y familiar. CAMINO atiende con personal especializado, las 24 horas de día y los 365 años del año con psicólogos, trabajadores sociales, médicos, personal administrativo”.

Rodríguez manifestó que el SEDEGES, en el ámbito municipal y departamental, se ocupa de dar a estas personas todas las condiciones para su recuperación, rehabilitación y reinserción social.

Aclaró que durante la gestión 2018 en el centro CAMINO, se tenía  alrededor de 92 personas, pero al ser un sistema abierto, durante la gestión 2019, sólo se quedaron para continuar con el proceso bio-psico-social alrededor de 23 a 25 jóvenes.

Según la autoridad, el presupuesto de  alrededor 1.035.500 millones de bolivianos está en función a la cantidad de jóvenes que puedan albergar los dos centros y por tratarse de un sistema abierto, puede haber más o menos jóvenes, pero el presupuesto debe mantenerse para cumplir con el trabajo de los 19 profesionales, la permanencia, rehabilitación, alimentación y tratamiento de los jóvenes, cancelación de  servicios básicos, mantenimiento de la infraestructura y otros ítemes.

Dijo que este proyecto municipal es la antesala al gran proyecto metropolitano del Centro Multimodal para Drogodependientes, cuya capacidad será de aproximadamente 300 personas entre hombres y mujeres y que se encuentra en pleno proceso de construcción en playa Ancha, Municipio de Capinota.

 “Todos tenemos que ponernos las pilas para apoyar este proyecto, primero las familias y después los municipios, que son los primeros llamados a trabajar especialmente en el acercamiento para que el adolescente pueda pasar al centro CAMINO, con el fin de trabajar en su rehabilitación y tener un proyecto de vida”, puntualizó.

El director de la cooperación italiana en nuestro país, Angelo Benincasa, manifestó que este proyecto piloto constituye un reto para la cooperación, el municipio y el Ministerio de Salud, porque se transferirá la metodología, herramientas y lecciones aprendidas para que forme parte de la política pública de reducción de la demanda de drogas.

Imagenes